La industria de la alimentación y las bebidas, sostenible por responsabilidad, pero también por rentabilidad y eficiencia

4 Nov

“Nada puede ser bueno para nosotros si no es bueno para todos”. Jean Paul Sartre.

———————————————————————

Este mes de octubre los periodistas ambientales nos dimos cita en la sede de la Asociación de la Prensa de Madrid (APM), convocados por APIA, la Asociación de Periodistas de Información Ambiental, y la Federación Española de Industrias de la Alimentación (FIAB) para debatir sobre sostenibilidad y medio ambiente en este sector.

Desde FIAB, la Directora del Departamento Técnico y de Medio Ambiente, Paloma Sánchez centró su intervención en la apuesta  por la mejora ambiental en este sector, que, según sus palabras “se ha convertido en una de las claves de la competitividad y compromiso social de FIAB”.

Sobre este mismo tema, –la sostenibilidad y la eficiencia de recursos y materias primas en sectores como la restauración y los hoteles, pero también en el hogar a la hora de gestionar los alimentos, y organizar la compra mensual o semanal–, escribí en el reportaje ‘Activismo Gastronómico, recetas para un mundo mejor’ publicado hace unos meses en Compromiso Empresarial. Si te interesa leerlo, puedes hacerlo aquí.

En  la Jornada de FIAB y APIA representantes de grandes compañías del sector como Nestlé, Pascual o Unilever, explicaron cómo trabajan activamente en la optimización de sus procesos, ya que el medio ambiente se ha convertido en “un pilar estratégico” para garantizar los retos de eficiencia y sostenibilidad que se les plantean actualmente como más urgentes, y que forman parte de su Marco Estratégico para la Industria de Alimentación y Bebidas para 2020 –formalizado junto al Gobierno y el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente el pasado mes de marzo–.

Asistentes al desayuno de FIAB y APIA en la sede de la APM.

Asistentes al desayuno de FIAB y APIA en la sede de la APM.

La clave, según FIAB, es la apuesta por un modelo de producción y consumo sostenible a lo largo de toda la cadena de suministro. “La incorporación del reto ambiental dentro de los objetivos de la industria alimentaria demuestra su compromiso de cara al futuro con esta necesidad”, señalaba Paloma Sánchez, que aseguraba que “El medio ambiente ha dejado de ser una moda para convertirse en una de las claves de la competitividad del sector”.

Este encuentro dejó algunos datos relevantes. En el caso del agua, la Industria la logrado reducir su consumo anual en un 33% entre 2006 y 2010, mejorando la depuración de vertidos y aumentando así el compromiso del sector.

En el periodo 2002-2011, la industria alimentaria también consiguió reducir su intensidad energética en un 46%, con una clara mejora en materia de eficiencia energética y con el objetivo de continuar con el ‘desacople’ entre el consumo energético y la producción (equilibrar la producción de alimentos respecto de las emisiones de CO2), haciendo uso del gas natural en el 63% del consumo total de las industrias.

RETOS AMBIENTALES DE CARA A 2020

El sector es consciente de que la población mundial sigue creciendo y de que nos movemos en un entorno en el que los recursos naturales son cada vez más escasos: por ello es clave que todos los eslabones de la cadena alimentaria trabajen para mejorar eficiencia de sus procesos, reducir el consumo de recursos y energía y minimizar el impacto ambiental sobre el entorno.

En este sentido, la industria de la alimentación y las bebidas ha definido cinco puntos que permitan alcanzar el objetivo marcado por la Unión Europea de reducir en un 50% la eliminación de residuos alimenticios comestibles en el conjunto europeo antes del año 2020. Y eso sólo será posible “si toda la cadena alimentaria tiene una visión comprometida con el medio ambiente y trabaja conjuntamente”, recalcó la representante de FIAB.

industria_alimentaria_innovacion

RETO Nº 1: Alimentar a una población creciente en un entorno de escasez de recursos

Las previsiones apuntan a que para el año 2030 será necesario aumentar en un 50% el suministro de alimentos para satisfacer las demandas de la población mundial. Si el modelo actual de producción continúa, este incremento provocará una presión cada vez mayor sobre los ya escasos recursos naturales disponibles.

La propuesta de este sector en este sentido pasa, entre otras medidas, por contribuir al desarrollo de un abastecimiento sostenible de materias primas; reducir el desperdicio de alimentos; colaborar con asociaciones de consumidores e instituciones o sectores interesados en la promoción de la sostenibilidad ambiental y promover el cálculo de la huella ambiental de los productos.

RETO Nº 2: Gestionar el agua de forma más sostenible

Aunque el sector ha conseguido reducir su consumo anual en los últimos años, la industria quiere continuar disminuyéndolo mediante la optimización de los procesos y su reutilización sin afectar la calidad y seguridad de los productos, así como mejorar la calidad de los vertidos finales.

RETO Nº 3: Mantener la competitividad industrial en un entorno de incertidumbre jurídica y dependencia energética

España se caracteriza por tener una estructura de consumo energético con una dependencia muy elevada. Además, en el ámbito nacional hay una gran incertidumbre en cuanto al marco regulatorio de estas actividades. El objetivo por tanto es mejorar la eficiencia de los procesos de producción y envasado y el uso de fuentes de energía más limpias y eficientes.

RETO Nº 4: Mejora de la eficiencia de procesos y mitigación del cambio climático

A través de la colaboración con los proveedores para optimizar el transporte y la distribución de materias primas y productos y reducir, de este modo, las emisiones de gases de efecto invernadero.

RETO Nº 5: Minimizar el impacto ambiental de los envases

En España se reciclan 7 de cada 10 envases puestos en el mercado. La idea es promover la innovación en envases más sostenibles; evitar los residuos; trabajar en el diseño y el ciclo de vida del envase y promover la mejora de los procedimientos de elaboración y presentación de informes en los Estados Miembros.

Si te interesa, en este enlace puedes descargarte el informe “ALIMENTAMOS UN FUTURO SOSTENIBLE: Retos medioambientales de la Industria Alimentaria a 2020“.

CASOS DE ÉXITO

El Responsable de Sostenibilidad y Medio Ambiente de Nestlé en la Región Ibérica, Jordi Aymerich, señaló durante la jornada que el principal reto al que se enfrenta la compañía es la gestión del agua, para lo que ponen en marcha políticas de tratamiento del agua residual, además de potenciar la colaboración con proveedores y el uso de recursos naturales para los procesos de producción. Un buen ejemplo es la planta de Nestlé en La Penilla (Cantabria) donde, en dos años, han logrado reducir el uso de agua por tonelada de producto en más del 66%, pasando de 72 metros cúbicos de agua por tonelada de producto elaborado a 25.

Por su parte, la Directora de Comunicación de Unilever España, Ana Palencia, puso sobre la mesa algunos datos muy preocupantes sobre el desperdicio alimenticio en España: el 40% de la comida que se tira a la basura procede de los hogares, el equivalente a 76 kilos de alimentos. en este sentido, Unilever cuenta con una Guía de desperdicios alimentarios, con más de 50 consejos prácticos para elaborar recetas más responsables en este ámbito.

En la misma línea el Director de Relaciones Institucionales, Asuntos Regulatorios y Medio Ambiente de Calidad Pascual, Óscar Hernández, explicó el Plan de Gestión de impacto ambiental de la compañía, que tiene como objetivos la reducción del 20% en las emisiones de CO2 (derivadas de la movilidad),  en el consumo energético, en el consumo de agua y en el peso de los envases. “En Calidad Pascual creemos que reduciendo costes y cuidando el medio ambiente tendremos, a priori, una ventaja competitiva”, explicaba.

Desayuno-APIA-191-1024x653

De izquierda a derecha, Clara Navío, Presidenta de APIA, Ana Palencia, de Univeler, Paloma Sánchez, representante de FIAB, Jordi Aymerich, de Nestlé, y Óscar Hernández, de Calidad Pascual.

Desde luego, la capacidad del sector de las bebidas y la alimentación es innegable: es el primer sector industrial en España, con una facturación de más de 90.000 millones de euros, cerca de medio millón de empleos y más de 29.000 empresas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

PUNTOCERO COMUNICACION Blog de Juan A. Cabrera, Quipu Servicios de Comunicación

Comentarios sobre comunicación y marketing on line y off line

Infografías en castellano

Infografías interesantes en español (Alfredo Vela)

OBSERVATORIO RH+

I+D+información de Gestión de Recursos Humanos

The WordPress.com Blog

The latest news on WordPress.com and the WordPress community.

A %d blogueros les gusta esto: